Efectividad de Immunocal en distintas enfermedades

Immunocal es un producto que cuenta con muchos estudios en diferentes enfermedades que se están realizando alrededor del mundo.

Es importante señalar que IMMUNOCAL es un precursor para elevar el Glutatión que es el antioxidante maestro para tener un sistema inmunológico en excelentes condiciones.

Esto permite contrarrestar cualquier enfermedad en forma rápida y eficaz.

En un estudio realizado por el Dr. Allan C. Somersall y publicado en su libro“Nature’s Goldmine” (La mina de oro de la naturaleza) sobre 15,000 pacientes utilizando Immunocal en distintos padecimientos se mostró la efectividad del uso de Immunocal.

En este estudio se evaluó la efectividad de Immunocal en mejorar el estado de salud de los pacientes durante un periodo de 4 años.

Es importante notar la variedad de problemas que fueron evaluados, y el enorme porcentaje de efectividad del producto, demostrando que Immunocal es un apoyo realmente importante en el tratamiento de estas y muchas otras enfermedades.

El porcentaje promedio de aquellos que expresan una mejoría significativa en su salud por el uso de Immunocal fue del 75%, este porcentaje es mayor en efectividad que muchas de las terapias convencionales utilizadas para el tratamiento de las mismas enfermedades.

El autor específica que la mayoría de los usuarios no alcanzaron los resultados óptimos pues utilizaron una dosis mucho menor a la recomendada o decidieron tomarlo por un periodo de tiempo más corto que el recomendado.

Hoy en día mas de 40 universidades en todo el mundo realiza investigaciones con Immunocal, incluyendo estudios financiados por el Instituto Nacional de Cáncer de E.U.

A continuación los resultados del estudio:

La Anemia y el Glutatión

La anemia es una enfermedad que se puede encontrar en múltiples problemas de salud padecimientos. La anemia (del griego, ‘sin sangre’), es una enfermedad de la sangre que se caracteriza por una disminución anormal en el número de glóbulos rojos o en su contenido de hemoglobina. Los glóbulos rojos son los encargados de transportar el oxígeno al resto del organismo y recogen bióxido de carbono de cada una de las demás células que conforman nuestro cuerpo, por esto los pacientes anémicos presentan un cuadro clínico causado por el déficit de oxígeno en los tejidos periféricos.

La anemia puede deberse a:

1) defecto en la formación de glóbulos rojos, ocasionado por déficit de nutrientes u hormonas.
2) excesiva destrucción de glóbulos rojos, habitualmente por determinadas enfermedades hereditarias.
3) sangrado excesivo debido a cualquier tipo de trauma.

Causas de la anemia

Aunque muchas partes del cuerpo ayudan a producir glóbulos rojos, la mayor parte del trabajo se hace en la médula ósea, el tejido blando en el centro de los huesos que ayuda a la formación de las células sanguíneas.

Los glóbulos rojos sanos duran entre 90 y 120 días. Partes del cuerpo eliminan luego las células sanguíneas viejas. Una hormona llamada eritropoyetina producida en los riñones le da la señal a la médula ósea para producir más glóbulos rojos.

La hemoglobina es la proteína que transporta el oxígeno dentro de los glóbulos rojos y les da su color rojo. Las personas con anemia no tienen suficiente hemoglobina.

Las posibles causas de anemia abarcan:

• Ciertos medicamentos.
• Enfermedades crónicas como cáncer, colitis ulcerativa o artritis reumatoidea.
• Genéticas. Algunas formas de anemia, como la talasemia, pueden ser hereditarias.
• Insuficiencia renal.
• Pérdida de sangre (por ejemplo, por períodos menstruales abundantes o úlceras estomacales).
• Dieta deficiente.
• Embarazo.
• Problemas con la médula ósea, como el linfoma, la leucemia o el mieloma múltiple.
• Problemas con el sistema inmunitario que causa destrucción de células sanguíneas (anemia hemolítica).
• Cirugía del estómago o los intestinos que reduce la absorción del hierro, la vitamina B12 o el ácido fólico.
• Muy poca hormona tiroidea (tiroides hipoactiva o hipotiroidismo).
• Deficiencia de testosterona.

La Anemia y el Glutatión

El estrés oxidativo daña los glóbulos rojos (eritrocitos) causando niveles bajos de hemoglobina (anemia).  Este daño normalmente es mantenido al mínimo por el Glutatión – el principal antioxidante en esta batalla. El Glutatión actúa en la superficie de la pared de los glóbulos rojos para preservar su integridad. Existen formas dietéticas muy seguras para elevar los niveles de Glutatión, como la Proteína de Suero Lácteo llamada IMMUNOCAL.

Un estudio importante fue conducido por el equipo de C. Costagliola en Italia. En este estudio doble ciego a algunos pacientes se les suministró Glutatión mientras que otros recibieron un placebo. Para examinar la anemia, los doctores midieron los niveles de glóbulos rojos, hemoglobina y hematrocitos. Aquellos que recibieron el Glutatión mantuvieron niveles más altos que los que recibieron el placebo. Sus niveles de estrés oxidativo también cayeron. Estudios italianos similares pero separados dirigidos por M. Usberti también resultaron en más bajos niveles de anemia. Estos descubrimientos  demuestran que niveles elevados de Glutatión ayudan a manejar los problemas de anemia.

Enfermedades del Hígado y el Glutatión

El glutatión es una pequeña proteina producida al interior de las celulas que tiene importantes funciones en el organismo, tan vitales que sin el glutation simplemente sería imporsible nuestra supervivencia.

Una caida en los niveles de glutatión representa un factor determinante en el daño de higado, ya que el glutatión se encuentra principalmente en este organo en cuyo caso funciona como protector del estres oxidativo (oxidacion celular) y los toxicos (eliminandolos del organismo).

Un estudio de Enfermedades del Hígado y el Glutatión

En un pequeño estudio, concentraciones anormalmente bajas de glutation en sangre fueron observados en pacientes con cirrosis, independiene de su dieta. Un estudio mas grande demostro un decremento importante en el glutation en sangre de 48 pacientes con cirrosis contra 18 voluntarios sanos. Una baja significativa en los niveles de cisteina fue observada tambien en cirrosis severa.

Investigadores midieron los niveles de glutation y glutation oxidado (GSSG), en pacientes con alcoholismo cronico, otros con enfermedades del higado no relacionadas con el consumo de alcohol (higado graso, hepatitis cronica y aguda, cirrosis), y pacientes de control sin ninguna enfermedad del higado. Encontraron que el glutation estaba en niveles bajos en los pacientes alcoholicos y no alcoholicos con enfermedades del higado, comparados con el grupo de control. El nivel del glutation oxidado (producido cuando el glutation es utilizado) era mucho mas alto en estos grupos, indicando un alto nivel de estres oxidativo en el higado.

Los investigadores postularon que el decremento en glutation y/o el incremento en GSSG contribuye al daño del higado y a un riesgo toxico en estos pacientes, mientras se altera la funcion celular fundamental como la sintesis de proteinas, acividades enzimaticas, procesos de transporte, y mecanismos de crececion.

Otros estudios tambien han documentado un decremento de glutation en sangre e higado en pacientes con hepatitis viral aguda, y en casos cronicos de hepatitis, enfermedad del higado por alcoholismo, y cirrosis no alcoholica.

La deficiencia de glutation causada por una toxina puede llevar al higado a ser mas vulnerable a otras toxinas. Un ejemplo es la toma de aetaminofen impuesta en higado dañado por alcoholismo. En un grupo de alcoholicos cronicos con deficiencia de glutation, manifestaron niveles anormalmente bajos de glutation en sangre despus de la toma de acetaminofen, y estas en consecuencia mas predipuestos a un daño hepatico mas grande por otros agentes toxicos.

Falla Renal, Diálisis y la importancia del Glutatión

Una de las causas de la toxicidad renal y la falla renal es la exposición a metales pesados tales como mercurio, cadmio y plomo. El cuerpo detoxifica esta sustancias principalmente a través de las enzimas relacionadas con el Glutatión. Las moléculas de Glutatión se unen ellas mismas a estos metales mediante el proceso de quelación, después del cual son fácil y seguramente removidos del cuerpo. Las células del riñón están protegidas por altos niveles de Glutatión. En el tratamiento de intoxicación severa por mercurio, estudios y pruebas de laboratorio hechas en pacientes de riñón muestran que agregando NAC (un fármaco que eleva el Glutatión con consecuencias indeseables) a la solución de diálisis ayuda a quelar el mercurio inorgánico y removerlo de la solución.

Falla Renal, Diálisis y la importancia del Glutatión

La falla renal aguda ocurre más comúnmente cuando los riñones sufren de flujo sanguíneo inadecuado (isquemia). Estudios de laboratorio en la Universidad de Texas y en otro lugares han mostrado que el daño sufrido durante la falla renal isquemica es disminuido por la infusión de la NAC. Esto aparece como resultado de un suministro mejorado de antioxidantes al tejido, la detoxificación de metabolitos nocivos como óxido nítrico o ambos.

Muchos fármacos están implicados en la falla renal. Medicamentos tan comunes como ibuprofeno, acetaminofeno e incluso la vitamina D demandan altamente a los riñones y pueden causarles daño. Muchos agentes anti-cáncer utilizados en quimioterapia hacen lo mismo. La cyclosporina (un inmuno-supresor utilizado después de un trasplante de órgano y en ciertos padecimientos de riñón como el síndrome nefrótico) también pueden dañar los riñones. Las investigaciones indican las defensas antioxidantes elevadas ayudan a proteger el cuerpo de la toxicidad de la cyclosporina.

Una causa rara de falla renal es la enfermedad del riñón poliquístico (crecimiento de quistes en el riñón) eventualmente deteriora su función. Experimentos en los que artificialmente se bajaron los niveles  de Glutatión con el fármaco BSO llevaron a emporar de este padecimiento y sugiere que la presencia de Glutatión juega un papel protector.

La causa más común del pobre flujo sanguíneo es la arterioesclerosis que es la formación de placa y otros bloqueadores de los vasos sanguíneos. Mientras que el Glutatión detoxifica fármacos y metales pesados, y pelea contra amenazas como la enfermedad poliquística del riñón, este también combate la formación de placa inhibiendo la peroxidación lipídica.

 Diálisis y la importancia del Glutatión

Los pacientes de falla renal sufren de un profundo desequilibrio de oxidantes y antioxidantes que crecen mal conforme el riñón falla – y la diálisis es sólo parte del problema. A pesar de hacer algo para salvar sus vidas, la diálisis peritoneal y especialmente la hemodiálisis empeoran este aspecto de malfuncionamiento del riñón incrementando los niveles de estrés oxidativo. Ya que la diálisis no es opcional para estos pacientes, los efectos colaterales deben ser vigilados.

Los investigadores señalan que la diálisis daña el sistema antioxidante y lleva a dramáticas caídas en los niveles de las enzimas del Glutatión (GSH) la cual nos protege de la peroxidación lipídica. El resultado son complicaciones de largo plazo tal como arterioesclerosis acelerada. De hecho, las enfermedades cardiovasculares son la mayor causa de enfermedad y mortandad en pacientes con falla renal en etapa final. Evidencia abundante demuestra que el soporte antioxidante debe beneficiar a estos pacientes. Un enlace fuerte entre la función renal y la disponibilidad de Glutatión ha llevado a algunos científicos a sugerir que los niveles de Glutatión Peroxidasa deben considerarse como una medición de la función renal.

Para probar esta hipótesis, pacientes ancianos sometidos a diálisis peritoneal continua fueron analizados para determinar el estatus nutricional y los niveles de estrés oxidativo. Lo anterior fue medido por su habilidad para absorber o procesar ciertos nutrientes, especialmente suero albumina y hierro. Los resultados fueron que se encontraban muy debajo de los niveles normales. Así como referente a las defensas antioxidantes, los niveles del Glutatión Peroxidasa también eran bajos. Claramente, la habilidad de los pacientes de riñón para combatir la oxidación esta profunda y progresivamente comprometida. No hay discusión de que el estrés oxidativo lleva a un daño indecible.

Para tener una imagen más clara del proceso, las células de la membrana peritoneal de los pacientes con diálisis peritoneal fueron examinadas. Los investigadores encontraron que cuando el paciente es expuesto a la sustancia salva vidas dializadora, los niveles del Glutatión bajan significativamente. Para contrarrestar esta disminución, OTZ (un precursor farmacéutico del Glutatión con efectos colaterales) fue incorporado al fluido dializador. Esto ayudó a restaurar el Glutatión a los niveles de protección en estos tejidos.

La relación entre el estado de GSH y el estrés oxidativo en los pacientes de diálisis no solamente es ampliamente aceptado, sino que además es considerado como altamente significativo. En pacientes con falla renal el estrés oxidativo daña los glóbulos rojos (eritrocitos) causando niveles bajos de hemoglobina (anemia).  Este daño normalmente es mantenido al mínimo por el Glutatión – el principal antioxidante en esta batalla. El Glutatión actúa en la superficie de la pared de los glóbulos rojos para preservar su integridad. Ya que la hemodiálisis causa significativos cambios oxidativos y daña a los glóbulos rojos, es muy importante que los pacientes que están sometidos a este procedimiento mantengan altos niveles de Glutatión. Fármacos como NAC y OTZ incrementan de manera efectiva los niveles de Glutatión y mejora la habilidad de los pacientes para combatir el estrés oxidativo, pero también existen formas dietéticas más seguras para elevar los niveles de Glutatión, como la Proteína de Suero Lácteo llamada IMMUNOCAL.

Muchos pacientes de diálisis son tratados por su anemia (bajo conteo de glóbulos rojos) con eritropoietina. Esto con la intención de estimular la producción de glóbulos rojos, pero provee un beneficio adicional. Resulta que las células más jóvenes tienen niveles más altos de GSH y son por lo tanto más resistentes a la peroxidación lipídica y a la separación de la pared celular. Estudios han demostrado que los antioxidantes proporcionados a los pacientes sometidos a la eritropoietina mejora la efectividad del fármaco, haciendo posible suministrar una menor dosis. Esto se demostró suministrando GSH de forma intravenosa durante las sesiones de diálisis.

Otro estudio importante de pacientes de diálisis fue conducido por el equipo de C. Costagliola en Italia. En este estudio doble ciego a algunos pacientes se les suministró GSH vía intravenosa mientras que otros recibieron un placebo. Para examinar la anemia, los doctores midieron los niveles de glóbulos rojos, hemoglobina y hematrocitos – los cuales se sabe caen en pacientes de diálisis. Aquellos que recibieron el GSH mantuvieron niveles más altos que los que recibieron el placebo. Sus niveles de estrés oxidativo también cayeron. Estudios italianos similares pero separados dirigidos por M. Usberti también resultaron en más bajos niveles de anemia. Estos descubrimientos  demuestran que niveles elevados de GSH ayudan a manejar la anemia a la cual los pacientes de diálisis son propensos.

Caso de Estudio: Falla Renal, Diálisis y la importancia del Glutatión

Debido a las pobres defensas antioxidantes y de detoxificación implicadas en los padecimientos del riñón y a las complicaciones de la diálisis, hay razones para creer que la suplementación de GSH puede ayudar a individuos como George, un ex cantante de música country y western de 62 años de edad.

George ha luchado con la diabetes por más de treinta años. Siguiendo una éxito moderado al controlar sus niveles de azúcar, el desarrollo falla renal progresiva y una subsecuente anemia. En unos pocos años el paso de ser una persona activa y popular en el entretenimiento a un apático recluso del sofá. Sus niveles de energía y concentración se deterioraron más y más, y el hospital local en Hawaii donde vivía fue obligado a monitorear de cerca su condición. Sus niveles de urea biliar y creatinina se elevaron constantemente – señal de que la función renal disminuye – y sus niveles de hemoglobina continuaron cayendo. Su médico lo puso en una lista de espera para prepararlo para una diálisis.

Después de escuchar acerca del GSH, George comenzó a tomar 20 gramos por día de una Proteína Aislada alta en precursores del GSH llamada IMMUNOCAL. Después de tres semanas su niveles de urea biliar y creatinina comenzaron a bajar – una señal del mejoramiento de la función renal. Después de tres semanas más su hemoglobina subió a un gramo completo por decilitro (g/dL) de sangre y el estaba ya cantando en las fiestas de sus amigos. Su esposa estaba incomoda acerca de su exposición al alcohol y los cigarros pero tres meses después sus análisis de función renal y niveles de hemoglobina mejoraron tanto que su médico tuvo que poner en espera los planes para la diálisis.

Ingesta de Proteína en Falla Renal

Los riñones enfermos tienen problemas metabolizando los productos, muchos de los cuales provienen de la digestión de proteína dietética. Altas cantidades de proteína dejan altos niveles de urea biliar en la sangre, una condición que se conoce como uremia que lleva a más problemas de salud. Los pacientes con falla renal son motivados a comer muchos carbohidratos, pero la proteína es una nutriente muy importante y no puede ser evadido. Debido a que los pacientes con falla renal con frecuencia pueden consumirla sólo en cantidades limitadas, su calidad toma gran importancia.

Una manera de medir la calidad del alimento de proteína es por su Valor Biológico (VB). Este demuestra la utilidad y la cantidad de los bioquímicos hechos disponibles para el cuerpo por un particular alimento proteínico. El VB refleja especialmente la proporción de los aminoácidos esenciales y no esenciales. Todos debemos ser provistos continuamente de aminoácidos esenciales en nuestra dieta. Necesitamos también aminoácidos no esenciales, pero no necesariamente debemos comerlos – nuestro organismo los puede fabricar a partir de los esenciales. Para los pacientes de diálisis, las proteínas ricas en aminoácidos esenciales son preferibles debido a su alto Valor Biológico. Algunos pacientes sometidos a diálisis se convierten en deficientes de proteína (hipoalbuminemicos). Para ellos, la calidad de la proteína dietética es aún más importante.

La proteína natural con el más alto valor biológico es la proteína del suero, la cual es ideal para los pacientes de riñón. Incluso, los aminoácidos que se encuentran en algunas proteínas del suero son precursores del GSH (bloques de construcción). Su presencia depende principalmente de cómo es preparada y almacenada la proteína del suero.

CONCLUSION

El Glutatión juega papeles importantes en la prevención y el tratamiento de la falla renal, la anemia que comúnmente acompaña a la falla renal y la diálisis, y las complicaciones cardiovasculares de los padecimientos de riñón. Los agentes que modifican el GSH ofrecen tratamientos prometedores tanto para las complicaciones a corto y de largo plazo en falla renal. El GSH actúa tanto como un detoxificador así como un antioxidante, previniendo la peroxidación lipídica. Debido a que algunas proteínas del suero contienen beneficios nutricionales adicionales y actúan como precursores del Glutatión, son complementos muy útiles para la terapia tradicional.

Basados en la información anterior es claro que elevar lo niveles de Glutatión es ¡CRUCIAL! en los pacientes con estos padecimientos.

– Los niveles de Glutatión ¡NO pueden ser elevados ingiriendo Glutatión!

– ¡El Glutatión es producido por las células!

– Debemos proporcionar a nuestras células los PRECURSORES (bloques de construcción) del Glutatión.

La fuente MÁS rica de precursores naturales de Glutatión se llama IMMUNOCAL.

IMMUNOCAL es un concentrado PATENTADO de proteína bioactiva de suero de leche, que contiene ALTAS concentraciones de Cisteína, aminoácido requerido para la biosíntesis celular del Glutatión (GSH).

Auxilia al organismo a mantener concentraciones óptimas de Glutatión, está disponible a nivel mundial y cuenta ya con ¡mas de 1 millón de usuarios!

Se utilizan 500 litros de leche de vaca orgánica para producir 1 kg de IMMUNOCAL.

Hígado, Hepatits y Glutatión

Los hepatólogos saben que el Glutatión juega un papel crucial en el hígado – es la enzima antioxidante más abundante en este órgano. Las concentraciones de GSH son mayores en el hígado que en cualquier otro órgano del cuerpo humano. Esto es ya que trabaja como un sustrato para el proceso de detoxificación clave en el hígado.

Hígado, Hepatits y Glutatión

La fase I de la detoxificación del hígado transforma las toxinas en forma de agua soluble. GSH es esencial en la fase II, el cual neutraliza o conjuga estos productos y ayuda al cuerpo a eliminarlos a través del intestino o de los riñones.  Si estas dos fases de detoxificación no funcionan adecuadamente por cualquier razón, las toxinas se acumularán en el cuerpo y causarán una enfermedad.

La ciencia médica tiene un amplio conocimiento de que la deficiencia de GSH invariablemente se acompaña de daño hepático. Cuando la hepatitis resulta de sobredosis aguda de fármacos hepatotóxicos tales como acetaminofeno (Tylenol, Atasol, etc.), el fármaco NAC (N-acetyl-cisteina) promotor de GSH, es utilizado para incrementar rápidamente los niveles de GSH. Esto elimina el daño tóxico de la sobredosis de estos productos. La deficiencia de GSH es crítica debido a que además forma parte de la enfermedad y puede fácilmente llevar a una espiral descendente.

 Taza de mortandad: 10,000 por año y creciendo. Se triplicará en los siguientes diez años.

Predominio: 4 millones de norteamericanos; cuatro veces más que el SIDA

Porcentaje que desarrollará hepatitis crónica: 80%

Porcentaje que desarrollará cirrosis: 20%

Porcentaje que desarrollará cáncer de hígado: 5%

Taza de supervivencia con tratamiento de Interferon: 20%

La producción disminuida de GSH por parte del hígado se presenta en cirrosis alcoholica, enfermedad causada por la exposición a los hidrocarburos y otras toxinas, hepatitis viral, hígado graso e incluso el envejecimiento. Investigaciones actuales buscan incrementar los niveles de Glutatión en un intento para apoyar la función hepática en estos pacientes. Este enfoque es incluso practicado en el tratamiento de falla hepática fulminante.

Los pacientes alcohólicos con niveles más bajos de GSH son más propensos a tener daño hepático. Esto ha llevado a los investigadores a probar tratamientos en padecimientos hepáticos de alcohólicos incrementando los niveles de GSH, y tanto los síntomas clínicos como las pruebas de funcionamiento del hígado se han tenido mejores resultados con este método.

GSH EN EL TRATAMIENTO DE LA HEPATITIS VIRAL

N. S. Weiss y su equipo de investigación en el Instituto Max Planck demostraron las propiedades antivirales del NAC en cultivos de tejido humano. C. Watanabe descubrió una proteína no desnaturalizada del suero, un precursor natural del GSH, que es efectiva mejorando las funciones hepáticas y reduciendo anormalidades, así como los parámetros inmunológicos en pacientes con hepatitis B. Estas mejoras continuaron incluso después de que los tratamientos terminaron, demostrando los beneficios de largo plazo de tal enfoque.

Las opciones de tratamiento para pacientes con hepatits C crónica están lejos de ser ideales. G. Barbaro y su equipo de investigación en Italia elocuentemente describe el sistema de agotamiento de GSH en pacientes con hepatitis C, sugiriendo que esta deficiencia podría explicar su resistencia a la terapia de interferón. El equipo de investigación de O. Beloqui confirmó esto en un estudio controlado de individuos positivos de hepatitis C. Al incrementar exitosamente los niveles de GSH de un grupo de personas con terapia de NAC, demostraron que la terapia con interferón mejoró.

CASO DE ESTUDIO

Cuando Roger era más joven, requirió de múltiples transfusiones sanguíneas por hemofilia, un desorden sanguíneo. Ya como un adulto joven su hígado fue analizado por su función anormal y los resultados revelaron que había adquirido hepatitis C, probablemente por sangre contaminada. Preocupado por los efectos secundarios del medicamento anti-viral y por el limitado éxito de este, prefirió comenzar un tratamiento no convencional. Este tratamiento incluía cardo de leche (silimarina), cúrcuma, ácido alfalipoico, metionina, N-acetilcisteina glutatión intravenoso, así como una dieta baja en carne y sin alcohol, acetaminofeno y cigarros. Sus análisis de función del hígado han sido normalizados.

CONCLUSION

El hígado es el órgano más grande y complicado de nuestro cuerpo. Esta intimamente relacionado a una gran cantidad de factores que afectan la salud y la enfermedad. GSH es un elemento clave para el correcto funcionamiento del hígado. Bajos niveles de GSH invitan a un cumulo de enfermedades toxicologicas e inmunológicas. Altos niveles de GSH ofrecen protección contra estos males.

Fuente: “Glutathione, Your Key to Healt”, Fourth Edition, Jimmy Gutman MD, KUDO.CA COMMUNICATIONS, Montreal Canada.